BlogPass

Entrenamiento Funcional: conoce los beneficios del ejercicio del futuro

04-10-2017
Group of athletic people jumpin over some boxes in a cross-training gym

El entrenamiento funcional es un sistema basado en los movimientos naturales del cuerpo para ganar fuerza, resistencia y equilibrio. Es el resultado de distintas investigaciones desde la primera mitad del siglo XX y ha sido perfeccionado gracias al trabajo de entrenadores físicos y kinesiólogos, que lo han convertido en un método de ejercicios muy eficiente.

Veamos cuáles son algunas virtudes de esta forma de entrenamiento que empieza a ganar cada vez más popularidad en el mundo del fitness:

1. Rutinas cortas e intensas 

Una rutina de entrenamiento funcional tiene una duración máxima de 30 minutos, durante los cuales se realizan distintas series de ejercicios con intervalos. Puede parecer poco, pero este tiempo es suficiente para trabajar todo el cuerpo y quemar calorías.

Esto lo convierte en un entrenamiento ideal para personas que llevan una vida agitada y que por lo general tienen poco tiempo para ejercitarse. 

2. Los objetivos son realistas y alcanzables 

El entrenamiento funcional permite avanzar poco a poco; y gracias a las rutinas de corta duración, se convierte en un ejercicio con metas alcanzables, aún cuando no tengamos el hábito de realizar un entrenamiento físico. No es necesario perseguir metas exigentes que podrían terminar por desanimarnos, como pasar más de una hora en el gimnasio.

3. Mantiene la musculatura 

A diferencia de otros entrenamientos aeróbicos de alta intensidad como correr, el entrenamiento funcional ayuda a mantener y tonificar nuestros músculos. Por esta razón, ha ganado tanta popularidad entre los atletas.

4. Mejora el desempeño de otras disciplinas físicas 

Muchos atletas de alto rendimiento complementan sus entrenamientos con este sistema, ya que además de mantener y tonificar la masa muscular, mejora el equilibrio y el sistema cardiovascular; por lo que vas ganando fuerza, coordinación y resistencia. 

Todo esto nos ayuda en cualquier aspecto de nuestra vida cotidiana, ya que tendremos más vigor y agilidad, e inclusive notaremos un mejor desempeño en actividades intelectuales

5. Trabaja el cuerpo como un todo 

Con este entrenamiento vamos a trabajar músculos secundarios y adyacentes, que no siempre se ejercitan durante disciplinas comunes como correr o usar aparatos en el gimnasio, donde por lo general seguimos rutinas localizadas por grupos musculares.

6. Sigue la biomecánica natural del cuerpo

La parte fundamental del entrenamiento funcional es imitar los movimientos que nuestro cuerpo realiza en actividades cotidianas. Pero además, enfatiza en el fortalecimiento de nuestro core o centro, lo que a la vez tonifica y mantiene saludable la espalda. Todos los movimientos se realizan sin forzar, ayudando a mantener las articulaciones sanas.

7. Rutinas variadas 

Realizar varias series de las mismas repeticiones puede llegar a ser aburrido y es lo que a veces nos desmotiva para ejercitarnos en el gimnasio, pero una gran ventaja del entrenamiento funcional es que cada sesión puede ser muy distinta y entretenida.

8. Es apto para todos

Ya sea que queramos mejorar nuestro rendimiento en alguna disciplina o que simplemente deseemos empezar un estilo de vida más saludable, podemos contar con un sistema eficiente y flexible que puede adaptarse a las necesidades de cada uno

Ahora que hemos visto las ventajas del entrenamiento funcional, sabemos que ya no hay pretexto para mantenernos en forma todo el año, ya que en pocos minutos al día podremos alcanzar nuestros objetivos. Por supuesto, siempre es mejor contar con la asesoría de un entrenador calificado para comenzar.

Comentarios

comentarios